Blogia
José María Andrés Sierra

El ciclismo, para algunos un deporte de "drogatas".

Estábamos pasando unos días este verano en Jaca mi familia y yo. Como todos los días compré "El País" y "El periódico de Aragón" y cual fue mi sopresa cuando al leer este último, me encontré en la sección de "Cartas al Director" con una carta firmada por un tal José M. Andrés en la que ponía literalmente "a parir" a todos los ciclistas sin excepción alguna. En unas pocas líneas, mal escritas por cierto, tachaba de corruptos y drogadictos a todos los ciclistas a la vez que aducía que empañaban el limpio y reconocido mundo del deporte español, donde hay figuras tan insignes y  fuera de toda sospecha como  Fernando Alonso, Pau Gasol y otros deportistas cuya identidad no recuerdo. No dudo de la integridad de estos dos deportistas ni de los otros que nombraba este tocayo mío en su carta, ¡faltaría más!, pero me pareció un despropósito primero acusar a todos los ciclistas por igual, echar mierda sobre un deporte duro como pocos y bastabte denostado ultimamente y comparar a los ciclistas con otros deportistas que, sin dudar, como ya he dicho de su honestidad, no han sufrido ni la centésima parte de los controles que los sufridos ciclistas soportan. ¿Se atreverían a despertar a media noche a Raul, a Messi o a cualquier otro futbolista famoso para hacerle un control antidoping el día antes de un partido? En fin, que me indignó y no pude evitar contestar a aquella provocación. Por varias razones: porque me parecían fuera de lugar y realmente crueles unas opiniones como aquellas, porque la persona que firmaba la carta se llamaba, como ya he dicho, José M. Andrés y no quería yo que nadie, conocido o sin conocer, llegara a pensar que yo comulgaba con aquellas ideas y porque, como me dijo, medio en broma medio en serio, Ana, mi mujer,  la carta estaba realmente mal escrita  y tampoco favorecía para nada aquel texto mal escrito mi labor de aficionado escritor si alguien creía que era yo su autor.

El "Periódico de Aragón" publicó puntualmente a los dos días mi carta, algo que agradecí. La pongo a continuación.

 

<!-- /* Style Definitions */ p.MsoNormal, li.MsoNormal, div.MsoNormal {mso-style-parent:""; margin:0cm; margin-bottom:.0001pt; mso-pagination:widow-orphan; font-size:12.0pt; font-family:"Times New Roman"; mso-fareast-font-family:"Times New Roman";} @page Section1 {size:595.3pt 841.9pt; margin:70.85pt 3.0cm 70.85pt 3.0cm; mso-header-margin:35.4pt; mso-footer-margin:35.4pt; mso-paper-source:0;} div.Section1 {page:Section1;} -->

En la sección “Lectores” o “Cartas al Director” de su periódico, EL PERIÓDICO DE ARAGÓN,  del día 23 de julio incluyen una carta titulada “Ciclismo. Debería desaparecer”, escrita por José M. Andrés con la que discrepo en buena manera. Con el título, absoluta y rotundamente. Esto no tendría demasiada importancia si no se diera la circunstancia de que yo también me llamo José Mª Andrés. José Mª Andrés Sierra. Me parece una gran osadía y una tremenda irresponsabilidad meter en el mismo saco a todos los ciclistas y reclamar la desaparición de un deporte espectacular y sacrificado como pocos. ¿Se ha preguntado el autor de la carta lo que puede suceder en otros deportes? ¿Hay controles antidoping en el tenis en la misma medida que los hay en el ciclismo? ¿Y en el fútbol? ¿Y en el baloncesto por poner varios ejemplos? Si por un puñado de tramposos ha de desaparecer el ciclismo, en ese caso puede estar seguro el autor del escrito que también peligran seriamente desde el rugby hasta el ajedrez, la doma clásica, el dominó y el parchís. Por cierto, no acabo de entender por qué castiga el autor de la carta a la poesía diciendo que se dediquen a ella los que prefieren las drogas al deporte sano. Para que no haya, pues, malentendidos y no se sorprendan quienes me conocen y hayan leído la citada carta o se hagan una idea equivocada de mis convicciones quienes no me conocen, les agradecería que tanto a José M. Andrés como a mí, José Mª Andrés Sierra, su periódico, que ha tenido la amabilidad de publicarnos varias cartas  a lo largo de estos últimos años, en lo sucesivo, si se diera el caso, incluya también el segundo apellido para evitar equívocos. Gracias y un cordial saludo.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres